#672


Un pensionista paga a otro para que se haga pasar por su difunta esposa, amargado por la triste soledad y las sopas de sobre. Todo se complica cuando el suplantador también se queda viudo y le propone a su empleador formalizar su relación y convertirse en matrimonio. Las escenas de sexo provocarán tal malestar en las salas de cine que la película será retirada a los dos días. Dirige Adrian Lyne con música de Francis Lai.