#997


Calvin Klein descubre en el sótano de su empresa los planos de unos calzoncillos comestibles diseñados por John Rockefeller para las épocas de crisis. Calvin se decide a realizarlos, ahora que tan necesarios resultarían. Tommy Hilfiger, fiel defensor de la ropa guay para ir a navegar, intentará como sea frustrar sus planes. Por suerte, Calvin Klein contará con la ayuda de un grupo de supermodelos concienciadas que le ayudarán a llevar a cabo esta ardua iniciativa. Manu Chao peleará con uñas y dientes para ser el compositor de la banda sonora.