#1012


Un diseñador de tipografías crea la tipo definitiva, tan odiosa que Comic Sans recupera el prestigio perdido. Lo que la gente no sabe es que la nueva tipo está confeccionada con retazos de otras tipos olvidadas y malditas, venidas directamente del Infierno, esbozadas por el Diablo en el milenario Necronomicón, escritas con la sangre de asesinos, psicópatas y dementes. La tipografía acaba instaurándose como la oficial de la Casa Blanca, iniciándose así una escalada de violencia sin fin al confundirse todos los comunicados internacionales y desatándose la Tercera Guerra Mundial al leerse un «Sois tontos» dirigido a los coreanos en lugar de «Nos gusta mucho vuestra modernísima música pop».